'Por ser bonita'; influencer comparte lo que obtiene gratis Pasar al contenido principal
+
Próximos 5 días
Pronóstico en video

Influencer presume todo lo que obtiene gratis en un día solo por 'ser bonita'

¿Una favorita?

Los influencer cada día han invandido más las redes sociales, esas personas que no dudan en compartir con sus seguidores fotos y videos de su vida llena de lujos, los cuales en ocasiones consiguieron debido a una constancia en las plataformas, sin embargo, te haz preguntas ¿qué será todo lo que consiguen por el hecho de ser influencers?

Elizabeth Seibert, una mujer dedicada a las redes sociales, en especial TikTok e Instagram, compartió un video de todo lo que puede conseguir gratis solo por sus seguidores en redes y su apariencia. El video dividió la opinión de sus seguidores, ya que a unos les parece injusto que consiga productos y servicios por cómo se ve o lo que aparenta.

Liz vive en Nueva York, ella comenzó con una dona de Krispy Kreme, que la empresa da a cualquiera que presente su certificado de vacunación. Después abrió su aplicación BeautyPass, la cual está hecha para que modelos y personas con un gran número de seguidores puedan comer gratis a cambio de publicidad en sus redes de “forma orgánica”.

La misma app le permitió encontrar un lugar donde conseguir una ensalada gratis, pero como la quería compartir con su novio, tuvo que ir a dos lugares distintos para tener la segunda porción sin un costo. Además, para hacer un poco de ejercicio y mantenerse en forma fueron a un gimnasio en donde les ofrecieron una membresía de influencer, totalmente gratis, algo que le hubiera costado 30 dólares cada uno.

Y como después del entrenamiento, siempre queda el antojo, la pareja consiguió por medio del BeautyPass, un lugar en donde le dieron un par de cupcakes. Al cerrar la noche, querían asistir a un espectáculo de comedia, pero no les agradó la idea de pagar 20 dólares por cada boleto, así que se acercaron al comediante para hacer un trato. Si los dejaba entrar gratis, se reirían más fuerte de todos sus chistes.

Además, una dona no fue suficiente, así que terminaron su antojo nocturno con una dona más de Krispy Kreme. En total se ahorraron 157.89 dólares. Nada mal sabiendo que obtuvo todos estos productos y servicios “por ser bonita”.